Lo que no sabías sobre la propina en algunos países

Cuando se viaja a otro país, siempre se apetece conocer un poco de la cocina local, degustar los deliciosos platillos típicos, experimentar y contagiarse de la cultura del lugar a través de su gastronomía.

Por ello es muy común asistir a restaurantes populares, sin embargo, hay un factor que pasa desapercibido y es el de la propina. Algunas personas dejan buenas cantidades de propina, ya sea porque les gustó mucho la atención o la comida, pero existen otras que optan por dar una pequeña cantidad e incluso hay quienes salen del lugar sin dejar ni una moneda.

Aunque suene increíble dejar propina es un tópico que cambia de acuerdo a la cultura e ideología de cada país. Hay naciones donde dar propina es mal visto y otras donde ya están estipuladas ante la ley.

Comencemos por Europa, en regiones como las que componen al Reino Unido la propina ya viene incluida en la cuenta final, normalmente es del 10%. Este es un punto importante porque se le está dando un valor al servicio y labor de los meseros. Puede suceder que en el ticket se haya omitido la propina, ante ello es importante dirigirse al mesero para indicarle que su propina está segura.

Algunos países de América, como ejemplo a Chile, Argentina y Brasil, también establecen una propina de entre el 10% y 15%, por supuesto que puede estar incluida en el ticket. Por otra parte, en Estados Unidos, donde la economía es mucho más fuerte, se pueden ver cantidades mucho más altas para las propinas.

Un caso bastante peculiar ocurre en México y Francia, donde las propinas son consideradas como parte del salario de los meseros o trabajadores de un establecimiento de comida o complejo hotelero. En el caso de la nación azteca, se les puede retener el Impuesto Sobre la Renta (ISR), mismo que  se ve estipulado en el artículo 346 de la Ley Federal del Trabajo de dicha nación.

Ahora nos trasladamos hasta el oriente del planeta, en China no se tiene la costumbre de dejar propina, inclusive llegó a ser prohibida durante un tiempo, ya que era considerado una especie de soborno, así que olvídate de dejar una retribución a los meseros o personal del lugar. En Rusia era similar, cuando la nación era parte de la Unión Soviética no estaba permitido dar propinas.

En Japón la situación es un poco diferente, la gente puede ofenderse si se le deja propina, pero es bien visto en otra clase de eventos como bodas. Por supuesto que para dejar una retribución se tiene que seguir un protocolo especial que consiste en dejar la cantidad destinada a la propina en un sobre.

Esperamos que con estos consejos puedas disfrutar de una rica comida sin la necesidad de hacer un gran cambio en el presupuesto, ni pasar un mal rato en el destino que hayas elegido.

Descubrir

Forbes  

BBC

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: